Existe una tendencia marcada a asegurar los bienes materiales antes que la vida humana, y los números de producción del mercado asegurador local así lo corroboran. Paradójicamente, no sirve de mucho resguardar el patrimonio personal si primero no se prioriza la salud y la vida. Sin la persona de por medio, no hay bienes que se puedan comprar o resguardar. La existencia es la condición necesaria para que todo el resto ocurra.

En el caso de Argentina, hay mucho para crecer en materia de Seguros de Personas, por un lado, porque hace falta que la sociedad comprenda la importancia que conlleva contar con este tipo de coberturas para darle protección y tranquilidad a las personas; y por el otro, porque el tipo de vida y el ritmo que se lleva hoy, profundiza los riesgos de morir a una edad más temprana que la prevista.

Un reciente estudio denominado Global Burden of Diseases, realizado por el Instituto para la Métrica y Evaluación de la Salud (IHME) de la Universidad de Washington, compila datos de 130 países para conocer y establecer el estado de salud a nivel global.

En el caso de Argentina, tal como reseña Infobae respecto a esa investigación, las cinco principales causas de muerte por enfermedades son las cardiopatías isquémicas, las enfermedades respiratorias bajas, las enfermedades cerebrovasculares, el EPOC (Enfermedad pulmonar obstructiva crónica) y el Alzheimer. Además, entre los factores de riesgo, la hipertensión arterial encabeza la lista, mientras que el dolor de espalda y cuello son causantes de discapacidad.

“El país tiene cada vez más enfermos cardiovasculares”, afirmó el doctor Juan José Herrera Paz, jefe de cardiología del Instituto Fleni, y aclaró que “hay cada vez más sedentarismo, obesidad, diabetes y una dieta poco saludable”. También recomendó la prevención de éstas enfermedades que luego terminan en un ACV o un infarto.

Entre la juventud, las enfermedades más populares son las cardiovasculares, las musculoesqueléticas, la presencia de la depresión y las que son producto de los elevados niveles de glucosa y obesidad.


Dejá un comentario