Un estudio reveló que comer muchas nueces, granos, frutas y pescado reducirían la posibilidad de contraer cáncer de mama. Seguir una dieta mediterránea ayudaría a reducir el riesgo de contraer uno de los peores tipos de cáncer, en un 40%.

La dieta es rica en aceite de oliva, pescado, frutas, nueces, vegetales y granos. No solo tiene el beneficio de disminuir las posibilidades de contraer este tipo de cáncer sino que también disminuye las posibilidades de tener un paro cardíaco.

El estudio fue realizado por el profesor Piet Van Den Brandt de la Universidad de Netherlands, quien dijo que “esta dieta era la clave para averiguar cuántos patrones son los que generan cáncer”.

“Encontramos una fuerte conexión entre la dieta mediterránea y cómo se reducen las posibilidades de contraer cáncer de mama en mujeres que estén transitando la menopausia”, afirmó el profesor.

Mantener una alimentación rica en nueces, granos, fruta y pescado puede reducir las probabilidades de contraer cáncer de mama (Istock)

Los examinadores se basaron en 62,573 mujeres de edades entre 55 años y 69 años. Todas iban a la universidad de Netherlands y participaban de la investigación en la relación de alimentación y cáncer, que empezó en 1986. Sus comidas fueron examinadas para ver si seguían o no un “patrón mediterráneo”, que tiene muy poca carne roja y azúcar.

Este tipo de alimentación, además, incluye muy poco consumo de alcohol. Los investigadores afirmaron que, además, alrededor de 12.000 casos se podrían prevenir si no se tomara alcohol.

De las mujeres que participaron en el estudio 3.354 tuvieron cáncer de mama, pero 1.033 de los casos ya tenían historial de cáncer en su familia”

Este estudio indagó en los beneficios de los diferentes componentes de la dieta mediterránea y concluyeron que la nuez era el que menos estaba asociado a la enfermedad, seguido por la fruta y el pez.

Los investigadores concluyeron que asumiendo la causalidad, si todos consumieran los ingredientes mencionados en la dieta mediterránea, alrededor de un tercio podría evitar este tipo de cáncer y un 2,3% con historial en su familia también.

Radiology technician examens mammography test on location

“Es un estudio importante ya que con la prevención se puede reducir visiblemente el número que deja esta terrible enfermedad”, afirmó Piet Van den Brandt.

El cáncer de mama es una proliferación maligna de las células epiteliales que revisten los conductos o lobulillos mamarios. Es una enfermedad clonal; donde una célula individual producto de una serie de mutaciones somáticas o de línea germinal adquiere la capacidad de dividirse sin control ni orden, haciendo que se reproduzca hasta formar un tumor. El tumor resultante, que comienza como anomalía leve, pasa a ser grave, invade tejidos vecinos y, finalmente, se propaga a otras partes del cuerpo.


Dejá un comentario